Bienvenido!

EL ORFANATO








Ante todo debo comenzar diciendo que la sorpresa ha sido muy grata, satisfactoria y no he lamentado los 6 euros que pagué por verla. Por una vez, en mucho tiempo, me ha emocionado ver que se puede hacer buen cine español.

Por fin, tras una larga temporada sin películas de miedo que merezcan la pena, encuentro una que te sumerge en su historia y te sorprende en su desenlace.
No he podido conseguir muchas imágenes, pero aquí os dejo es trailer.




Terror psicológico, deja de lado las escenas de gore sangrientas, llenas de vísceras, sesos y cuerpos de actores que representan su papel de descuartizadores y descuartizados. Este film, apela inconmensurablemente a los miedos más profundos del ser humano.

Lo miedo a lo desconocido, el miedo a que sean reales, el terror a perder lo que más quieres en esta vida: un ser querido, un hijo.

De la mano de Juan Antonio Bayona, como Director, y aireada por el genial Guillermo del Toro (y digo genial porque no se que adjetivo atribuirle), nos conduce en una atmósfera de suspense y terror, vertiginosa, que en tan solo 100 minutos de película nos mostrará su forma de solucionar esta compleja historia.

El guión de Sergio G. Sánchez, engancha de principio a fin y nos deja con muy buen sabor de boca al final, aunque su regusto se puede hacer amargo o agrio, según meditamos sobre los acontecimientos de la película.

Aconsejo sentarse a charlar sobre ella después de verla, se puede tornar en una conversación muy interesante y llena de incógnitas paranormales que nos harán pensar en temas, más allá del mundo que nos rodea en nuestro devenir diario.

Por supuesto debo comenzar recomendándoos una visita a la página web de la película, pagina a la cual podéis acceder a través de esta dirección:
http://www.clubcultura.com/clubcine/clubcineastas/guillermodeltoro/elorfanato/

Y como de costumbre, os comentaré temas relacionados con la escenografía, ya que no me gusta desvelar la historia en sí misma, aunque puede que si que comente algunas imágenes en concreto, como hago habitualmente.


>>ARQUITECTURA

Yo quiero encontrar esa casa, solo sé que está por el norte, pero pienso indagar más. Ya que soy de la zona, me gustaría visitar el lugar de rodaje, si lo llego a hacer prometo dar más detalles en este apartado.

Bueno, la arquitectura que aparece en la película se limita a dos hitos: El caserón, que era el orfanato y el Faro de la playa.

El Faro no tendrá mayor trascendencia, así que me centraré en un breve análisis de la casita.

La casa, que parece de tamaño considerable (aunque ya se sabe que en la pantalla todo es relativo y por tanto puede ser una birria en realidad), parece un gran caserío, yo diría de finales del XIX o principios de XX, aunque me arrimo más a que sea del XX, parece un neoclasicismo. Es muy compacta en su composición y presenta una gran robustez en sus formas, con poco ornamento, y muy armónica en su composición. La gran cantidad de miradores, refleja la necesidad de luz al interior de la vivienda, algo lógico al estar situada al norte peninsular.

Exteriormente, la casa no parece tan grande, pero tiene un aire solemne, me recuerda un poco a las villas paladianas.

Pero lo más importante de este edificio, es el gran juego que da a lo largo de la película. Recovecos y habitaciones, pondrán la guinda a un pastel de terrores y emociones.



>>ESCENOGRAFÍA, FOTOGRAFÍA

El Director de Fotografía es Oscar Fauna.

Las imágenes son tomadas para que nos movamos en nuestro asiento, ya sea por un susto o porque no terminamos de ver la escena completa. Este recurso inteligente, es muy útil en las películas de miedo para mantener la tensión de la escena. Aunque en este caso, el fotograma que continúa a estos momentos de tensión, no es un cadáver descuartizado, sino que son solo símbolos o sombras que nos dejan todavía más exhaustos y con ganas de ver más.

En muchos planos, los ángulos se muestran desde el punto de vista del personaje, otro recurso muy util a la hora de mostrar la visión que el actor tiene dentro de la escena. Eso nos hace introducirnos más en la historia, sentirnos más próximos al personaje y desear que continúe la acción para saber más.

Solo podría reprocharle la excesiva tensión (que a mi me ha encantado) que se viven en algunas escenas, para luego encontrarnos con algo que no esperábamos, algo poco asustadizo o algo que nos deja más en vilo todavía.
Como ejemplo podría poner una de las primeras escenas, en la cueva de la playa. En la escena, el niño Simón habla con un desconocido detrás de un saliente de roca. Al desconocido no lo vemos ni oímos, y Laura, la madre, se coloca detrás del niño al otro lado de la roca preguntando con quien habla. Desde su posición solo vemos la espalda de Simón y la roca, y percibimos que hay una cavidad delante del niño, pero no vemos ni oímos nada más. Laura pide a Simón que salga afuera, y durante unos instantes pensé que Laura se marcharía con él, sin acercarse a comprobar si había alguien. Durante ese periodo de tiempo, la angustia nos acoge. Después, Laura se acerca, pero lo único que encontramos son pisadas en la arena que se pierden en la cavidad.

En el caso de otra película, al más puro estilo americano, habríamos encontrado una imagen horripilante. Pero como ya he dicho, éste es un niño normal, no como el de esas películas, y por tanto, es un niño asustadizo como todos, así que en la cavidad, lo único que podría haber era otro niño o algo que no diese miedo, era lógico. Pero nuestra retina está tan mal acostumbrada a las películas sangrientas, que todos esperábamos algo mucho peor.

Por tanto, este juego de cámara es de alagar, más que de reprochar. Pera la tensión que se vive es realmente asfixiante.

En esta misma parte de la película, si que encontré algo reprochable. ¿Cómo una madre deja que su hijo entre solo en una cueva como esa?, es una peculiaridad que no vi lógica, me recordó a esas estupideces que hacen las madres americanas en las películas de miedo estadounidenses. Debo admitir que esta decisión del guionista me decepcionó, podría haberlo solucionado metiendo a la madre con el niño primero y luego, dejando solo al niño durante un rato. Pero por suerte no se repite la situación en ningún otro momento del film.

Y me asusté porque al ver que el suceso se daba al principio de la película, pensé que a partir de entonces se hilarían un montón de sucesos ilógicos para mi, pero no fue así. El resto de la película tiene gran coherencia y se hila de una forma magistral.

Mi más sincera enhorabuena a todo el equipo, por su impecable trabajo escenográfico.


>>MAQUILLAJE Y CARACTERIZACIÓN

Aquí debo destacar la excelente labor realizada con todos los actores, pero en especial debo hablaros del niño de la capucha...

Llevo mucho tiempo sin ver una imagen tan aterradora y sobrecogedora como este niño con ese saco en la cabeza.

Su primera aparición es en dibujo, y ya nos imaginamos que va a ser un punto clave y estratégico del terror de la película. ¿A quien no le da miedo lo desconocido? ¿Por qué un niño pequeño debe llevar eso en la cabeza? ¿Qué macabro rostro nos aguarda tras ese trozo de saco?, realmente preguntas aterradoras.

Y sé que pensaréis: “menuda tontería, pues no se habrán esforzado mucho los maquilladores para hacer ese saco sucio”. Pues sí queridos, creo que la labor de los maquilladores aquí a sido, como mínimo, excepcional. Un pánico se adueña de nosotros cuando vemos a ese niño, con saco en la cabeza, un botón por ojo, bocas y nariz pintadas, y un oscuro pero brillante ojo que nos mira. Lo más horrible de esta caracterización, para mi gusto, era esa soga invisible al cuello, que no apretaba, que simplemente era la forma de la tela, pero no dejaba que se cayera la capucha horripilante.

Llega un momento, en el que pensé cerrar los ojos, por lo que podría aparecer tras esa máscara...

El resto de maquillaje es fenomenal, mucha naturalidad, poca sangre, mucha suciedad facial, excepcionales caracterizaciones de rostros agotados... mostrar lo inmostrable sin mostrarlo....


>>ACTUACIONES

Madre mía que papelones, que actorazos tenemos. Debo confesar que me han sorprendido mucho y gratamente.

Cuando oí hablar de esta película, una de las cosas que más inseguridad me daba era el reparto.

Belén Rueda, está estupenda. En un principio, no me transmitió confianza para este papel, pero según transcurre el film observas su dedicación y su simbiosis con el personaje.
Al principio de la película es una Belén muy próxima al público, la Belén que todos conocemos de las series de televisión, con su carácter próximo al espectador español, porque para todos nosotros, es una de nuestras actrices más populares y que llena nuestras pantallas en infinidad de trabajos.
Como actriz siempre me pareció bastante buena, pero no la había visto en papeles suficientemente complejos como para poder hacer un juicio crítico loable. Pero después de ver El Orfanato, debo confesar que es grandiosa. Se ha empapado de la historia y de su personaje al 100%, hasta el punto de que dejas de ver a Belén Rueda y comienzas a vivir con ella su agobio inacabable.
Ella interpreta el papel de madre, de nombre Laura.

Fernando Cayo, que gran sorpresa. Cuando vi el trailer, no me gustó para el papel, directamente. Pero ha resultado ser una pieza insustituible en este ajedrez.
A este actor lo conocí por su trabajo en “Manos a la obra”, serie de humor grandiosa, en la cual Benito y Manolo eran dos chapucillas que respondían a las peticiones de un “decorador” (Fernando), que se hacía pasar por gay para ganar la confianza de las clientas. Una serie destornillante, en la cual a Fernando le toco interpretar uno de esos personajes que, por suerte o desgracia, tras largo tiempo en antena quedan grabados en nuestra retina y es muy difícil imaginar a ese mismo actor en un papel distinto; y más aun si es un papel de tanto peso como es el que interpreta en El Orfanato.
El hace de padre, su nombre es Carlos.

Roger Princep, es Simón, el niño. Él interpreta el papel más complicado, partiendo de la base de que tiene una edad muy temprana, realiza un papel muy complejo y que el niño supo llevar con naturalidad. No fue como los típicos niños de las películas de miedo, misteriosos, evadidos del mundo, serios, oscuros... no, Simón será un niño normal, con ganas de saber y jugar, es un niño más, normal (aunque con alguna peculiaridad).
Esa naturalidad le da su gran encanto. Simón es la pieza principal de la trama.

El resto de los actores están también estupendos, pero sus tres principales protagonistas lo han hecho de lujo.

>>SONIDO Y MÚSICA

El diseño de sonido es de Oriol Tarrago y el músico Fernando Velázquez.

La música acompaña toda la película, aunque para ser sinceros, no recuerdo la banda sonora. Lo que sí que recuerdo son los sustos y sobresaltos, que acompañan a la producción.

Una escena destacable en cuanto a sonido para mí, es el momento del trabajo de los médium.

Yo he visto la película solo una vez en el cine (no hay nada como el cine para disfrutar del sonido de las películas), y la parte en la que la médium realiza su trabajo es una parte que, en cuanto a sonido, se me ha quedado grabada. Ya que, en esta escena, el miedo lo transmite los sonidos y la música, ya que no vemos nada más, solo la actuación de la médium y los efectos de sonido.

En cuanto a la música, creo que es de remarcar, el momento en que empieza la búsqueda desesperada de Simón, después del suceso del baño, ya que la banda sonora se torna vertiginosa y peligrosa.

Por último, también quiero recordar el momento después de la rotura de pierna de Laura, cuando por la noche comienza a oír esos extraños golpes en la pared que terminan con un gran estruendo.... al final del film comprenderemos todo.

Compartelo!

+ comentarios + 3 comentarios

22 de octubre de 2007, 2:30

muy interesante tu comentario, como arquitecto comparto contigo en conceptos e ideas, la pelicula no la e visto, me gustaria conseguirla, para darte una opinion mas precisa, pero sin duda, tu reseña es muy instructiva

saludos

Anónimo
14 de enero de 2008, 16:37

Hola:
Te escribo desde Argentina y te recomiendo una película española que me resultó muy interesante: El habitante incierto. El personaje principal es un arquitecto y la trama se desarrolla en dos casas, una diseñada por él y la otra no.

Soy arquitecta y también me gusta el cine. Muy interesante tu blog.

Mercedes
mercedes@dc.uba.ar

15 de febrero de 2011, 4:03

Yo no habia tenido la oportunidad de ver esta peli, y la verdad ha sido una muy grata experiencia. Es verdad que no destaca por escenas macabras o sangrientas, como las tipicas peliculas de terror de los ultimos años, pero el suspenso y el bien adjudicado termino de terror psicológico, estan asegurados. La pelicula te transmite emociones diversas, pero el desenlace es el más destacado del guion, porque es algo que no te esperas, es un final perfecto, donde hay un aparente final feliz que no termina siendo fantástico o absurdo, sino por el contrario, alimenta el morbo y la espectativa de suspenso que te es constante en toda la pelicula. Para decirlo de una forma mas simple, la pelicula no tiene descepciones en su guion, pero tampoco termina siendo perfecta en todo su contenido, detalles que resultan insignificantes al analizar toda la producción como una sola.

Muchas gracias Day por la recomendacion y por el estupendo analisis y critica plasmado en esta entrada.

Me ha encantado y la recomiendo para todo aquel que tenga el privilegio de leer esta entrada :D

Saludos!

Publicar un comentario
 
Support : Creating Website | Johny Template | Mas Template
Copyright © 2011. CINE Y ARQUITECTURA - All Rights Reserved
Template Created by Creating Website Published by Mas Template
Proudly powered by Blogger